Leilah Broukhim es sensibilidad musical en estado puro

La artista y compositora nos acaba de sorprender con su EP de debut «The Curve», una verdadera joya musical, producida por Fernando Vacas, y cargada de sinceridad, ternura y emoción

Conmovedora, tierna, sincera y emotiva. Así es Leilah Broukhim y así se muestra en todas y cada una de las canciones que nos ha regalado, dando vida y forma a un primer EP espectacular. Y es que desde que viera la luz «The Curve», no hemos dejado de viajar a través de sus emociones y de sus referentes musicales. Desde el folk hasta el soul, pasando por country y el rock, sin olvidarnos por supuesto, de ese corte psicodélico que tanto le gusta a la artista. Historias cercanas que versan sobre el amor y la vida. Una unión perfecta de melodías y letras, que despiertan en nosotras una sensibilidad fuera de serie. Eso es lo que tanto nos gusta de ella, sin duda.

Cinco canciones mágicas con el poder de cambiarte por dentro. Cinco canciones en las que Leilah Broukhim se ha sabido rodear de grandes músicos como son Nico Martín a la guitarra eléctrica, Jesús Caparrós al bajo, Shayan Fathi a la batería, Enriquito a la trompeta y fliscornio, Tony Romero al teclado, Tete Leal a la flauta y Daryl Hockin al pedal steel. Sin olvidarnos de que a los mandos y producción de este increíble EP ha estado a cargo de Fernando Vacas desde Eureka Studios de Córdoba.

Nacida y criada en Manhattan, Leilah no solamente crea música, sino que también es bailaora de flamenco. Sus raíces judía-iraníes son una gran influencia en su conexión con España y la historia de la cultura sefardí. De pequeña Leilah quiso ser cineasta, pero después de graduarse en la Columbia University de Nueva York, se traslada a Madrid impulsada por su amor al arte flamenco. El amor por un arte, que ha llevado a la artista a dirigir varios espectáculos como «Dejando Huellas», «Hamsa para Soñar» o «Lorca Poeta Flamenco». Una primera toma de contacto que, poco después, llevó a Leilah a aprender a tocar la guitarra y componer su primera canción. Y así hasta el día de hoy. Pero, ¿quién mejor que ella para explicarnos su propia historia?

También podría interesarte