Pan: «La Nada es una canción con la que nos sentimos muy identificados»

Pan cierran el ciclo de «Instrucciones para el vuelo» con el lanzamiento del videoclip de «La Nada»

Tras haber publicado su gran álbum debut, Pan cierran uno de los ciclos más importantes. Se despiden de «Instrucciones para el vuelo» con la publicación del videoclip de uno de los temas más importantes del mismo: se trata de «La Nada». Una verdadera joya que a nosotras nos ha encantado. Y a propósito de todas estas novedades, hace algunos días pudimos hablar con Teresa,

«La Nada» ha sido vuestro último videoclip y me gustaría saber cómo surge toda la idea del clip.

Sí que teníamos ganas de que esta canción tuviera un videoclip, porque era muy distinta de todo el resto del disco y para nosotros siempre ha sido especial. Y surgió porque estuvimos dándole una vuelta a la idea, y recordamos que Christopher Cartagena nos pidió que le cediéramos una canción para un corto suyo («Pareja caucásica sonriendo»). Así que aprovechamos para comentarle que queríamos grabar un videoclip y que queríamos trabajar con él. Coincidió que él hacía cine y publicidad, y quería meterse en tema de videoclips. Fue a partir de ahí, de hecho, fue él quien se encargó del guion. Y es que nosotros habíamos grabado ya clips del primer disco, pero fueron todos en directo y nos perdimos un poco ese punto de contar algo más, más allá de ver a la banda tocando en directo. Así que la idea de Christopher nos encantó, añadiéndose posteriormene a la dirección Fran Insúa y, nada, fuimos para adelante.

¿Cómo fue trabajar con ellos durante la grabación?

Pues, sobre todo, fue increíble trabajar con todo el equipo que se involucró. Cuando Christopher y Fran se sumaron fue para hacerlo introduciendo todos los elementos con los que están acostumbrados a trabajar, pero para nosotros era la primera vez. Y es que hemos trabajado con un equipo más propio de una producción de cine, así que fue un placer poder estar codo con codo con ellos. Además fue una experiencia muy chula y gratificante.

Comentabas que «La Nada» es un tema especial para vosotros, ¿en qué sentido?

Pues hay canciones que no sabes muy bien explicar por qué, pero tienen algo que hace que establezcas una estrecha relación con ellas. Y quizás, hay temas del disco que sí que te pueda explicar el motivo, por ejemplo, porque están dedicadas a una persona. En este caso no hay un por qué tangible, pero es un tema que a todos nos gusta y con la que nos sentimos identificados, y es curioso, porque hemos visto que a la gente le ha pasado también un poco lo mismo. Una de las cosas que nos pasa a nosotros es que tenemos un espectro sonoro muy amplio, tenemos canciones más cañeras y otras más melódicas. Curiosamente, «La Nada» engancha mucho tanto a la gente a la que le gusta nuestra parte más cañera, como a la parte más tranquila. Y es algo que nos llama la atención, aunque la producción de este tema haya sido como más pop.

Aunque ya lo has comentado un poco, precisamente la próxima pregunta era cómo había recibido el público este tema y su videoclip. 

La canción es un poco lo que te comentaba. A nosotros nos gusta que las canciones traspasen un poco los límites de la producción y es que, idependientemente de estos arreglos, es como que tienen una esencia. Y con «La Nada» hemos visto un poco eso: como que tiene algo especial con lo que la gente conecta. Así que la respuesta del público ha sido muy positiva. Para nosotros ha sido muy bonito, porque es lo que nos pasaba de pequeños con otras bandas y que, ahora, la gente nos lo diga a nosotros. En cuanto al videoclip, la respuesta también ha sido muy guay, también porque el público ha dado las interpretaciones que ha considerado y, muchas de ellas, han sido sorprendentes.

Este videoclip ha sido una manera de cerrar un ciclo, que empezó con la llegada de vuestro disco «Instrucciones para el vuelo». ¿Cómo habéis vivido todo este proceso?

Ha sido un proceso de aprender muchísimo. Y es que sí que es verdad que todas las fases previas a la salida del disco (composición y grabación) ya los habíamos vivido y trabajado en otros proyectos musicales previos a Pan. Pero toda la parte que viene después de montar una gira o de crear los vídeos, es algo que desconoces y que vas aprendiendo sobre la marcha, porque es algo que nadie te explica. Es un proceso de aprendizaje total, es una aventura.

En referencia a «Instrucciones para el vuelo», ¿cómo surge el concepto de este álbum?

Pues al ser este el primer disco, no hubo una reflexión como muy conceptual de «vamos a hacer esto y que vaya sobre tal, tal y tal», si no que vas un poco sacando lo que te pide el cuerpo. Eso es lo que ha hecho que tengamos un abanico amplio de registros, siendo esa tendencia que tenemos a que nos salga un tema super rockero o una balada bonita. Así que lo que hemos intentado en este primer disco es reflejar todo eso, todo lo que nos estaba pasando, con una total libertad y sin cortar absolutamente nada. Tan solo queríamos que las canciones fueran buenas y ya. Y es que en este primer disco, de lo que se trata es de encontrar tu lenguaje o tu idioma.

Ahora que estamos recuperando un poco la nueva normalidad, ¿cuáles serán los próximos pasos de Pan?

Pues justo la semana que nos confinaron, íbamos a anunciar una pequeña gira que teníamos confirmada, terminando en la Moby Dick de Madrid. Así que nuestros planes eran presentar el disco en diferentes ciudades, pero al final eso no pudo ser, decidimos dejar parte de la gira para el año que viene y ver qué pasa con el tema de los aforos. Así que ahora estamos centrados en preparar las presentaciones del álbum para cuando las podamos realizar.

¿Qué canción de Pan identifica mejor el momento en el que estáis y por qué?

Pues la verdad es que si esto me lo preguntas pasado mañana, te diría otra canción. Nosotros creemos que «Pupila», porque es un tema que esconde muchos pasajes. Y eso es lo que más nos gusta, esa capacidad de pasar del frío al calor. Así que, sí, te diría «Pupila».

¿Cuál es la mayor locura que habéis cometido por la música?

Como banda, creo que hacer una apuesta al 100% por el proyecto y más ahora, que la gran parte de trabajos son autosugestionados, porque el papel de las discográficas ha cambiado y cuesta más acceder, al no ser que hagas algo más comercial. Y claro, el punto de hacer las cosas como tú quieres y en el estudio que tú quieres, requiere de una inversión mayor, más esfuerzo y más tiempo. Tienes que condicionar tu vida, para involucrarte de esa forma en el proyecto: no puedes tener un trabajo normal con un sueldo normal, no puedes tener vacaciones, no puedes irte de cañas por las tardes con tus colegas porque tienes que currar con la banda. Entonces, para mí es hacer y dejar de hacer todas esas cosas por pasar tiempo haciendo lo que verdaderamente te gusta.

También podría interesarte