Bajo la influencia de Dondelirio

Lucía Matarredona y Alejandro Pinilla hacen música que emociona hasta el punto de poner los pelos de punta o incluso hacer llorar al público. Consiguen que quien los escuche caiga en sus garras y reaccione bajo la influencia de Dondelirio. Pero, ¿qué tiene exactamente Dondelirio para causar ese cúmulo de sensaciones? El nombre delata. Aunque en un principio surgió de manera espontánea, el significado real llegó después. «El Delirio muestra toda nuestra movida interior, caótica y de locura ilimitada. Luego, el Don da una connotación elegante y de reconocimiento a esa locura», explica la vocalista.

Indie o pop, las influencias de los alicantinos van de Zahara a Love of lesbian, de los que versionaron su canción «1999». «Es un tema que veníamos tocando desde hacía tiempo, y por esa época, el grupo pedía que la gente grabara covers suyas para colgarlas en su página web. Así que aprovechamos», cuenta Alejandro Pinilla. También han colaborado con los ilicitanos LoveMeBack. «Contactamos con ellos gracias a una amiga, porque nos gustaba lo que hacían. Así que organizamos una especie de concierto, en el que ellos tocaban una canción nuestra y nosotros una suya. La verdad es que la experiencia fue muy buena», narra Lucía.

El primer EP de la banda vio la luz este pasado invierno, tras meses de preparación y un proceso de auto-edición. Cinco canciones forman este trabajo tan «necesario» y tan de «síntesis». Cinco temas con letras profundas y cargadas de sentimiento.


También podría interesarte